¿Problemas en Salud, Dinero y Amor?
¿Deseas saber lo que te deparará el destino?
Tengo la respuesta a tus dudas

Sagitario

  • Nacidos entre: 23 de Noviembre al 21 de Diciembre
  • Elemento: Fuego
  • Estación: Otoño
  • Carácter: Sinceros
  • A favor: Estupendos deportistas, muy alegres y joviales. Son muy estudiosos
  • En contra: Son algo temerarios, radicales y caprichosos
  • Día de la semana: Jueves
  • Color: Púrpura, azul, violeta y morado
  • Planeta: Júpiter
  • Signo: El arquero
  • Perfumes: Violeta, Tomillo, Laurel.
  • Piedras preciosas y metales: Estaño, Topacio, Esmeralda, Zafiro, Turquesa y Amatista
Sagitario

Tiene una fabulosa facilidad para meter la pata, pero tardará en darse cuenta. Verá que te quedas serio y mirándole de una forma muy rara, pero no caerá en que algo que él dijo fuese la causa de tu cambio de carácter. Se quedará confuso, no entenderá muy bien qué te pasa. Si por casualidad se da cuenta de su metedura de pata, ten paciencia, intentará remediarlo, pero será aún peor. Olvídalo porque seguro que Sagitario ya ha olvidado todo lo que ha dicho. No actúa por maldad, lo más fastidioso de este signo es su torpeza verbal, ellos piensan que son los más diplomáticos del mundo. Creen firmemente que son incapaces de herir a nadie con sus palabras y que ponen gran cuidado en ello, y lo creen sinceramente, es más, todo lo que hacen lo hacen sinceramente.

Ama apasionadamente a los animales. Al no ser que en su carta natal tenga alguna influencia negativa. Por lo general no teme a nada. Al Sagitario típico le atrae el peligro, el riesgo, la aventura.

Lo que Sagitario piensa y siente, lo dice en forma casi inmediata, con la franqueza de un niño, y con la misma inocencia.

Es difícil estar durante mucho tiempo resentido con Sagitario, siendo tan evidente su falta de maldad.

Son capaces de ofrecer consejos profundos y sabios, cuando uno se toma el tiempo de analizar sus opiniones.

Introvertido o extrovertido, es promotor del corazón. Aunque su lengua calle, su mente está ocupada.

Normalmente el típico Sagitario es feliz y tranquilo, pero su temperamento de fuego puede estallar si descubre que alguien está abusando de su amistad o se toma demasiadas confianzas. No sabrás como ha podido darse ese cambio en esa persona y de esa forma tan radical. Muy fácil, Sagitario se ha encontrado ante una injusticia, y eso no lo tolera.

No soportan que se les juzgue de fraude. Una acusación injusta que ponga en tela de juicio su integridad hará arder con fiereza su indignación, pero luego pedirá perdón. Eso sí, siempre el orden será así, primero actuará y luego se parará a pensar. Es muy impulsivo y temperamental.

Les encanta viajar, es el signo más viajero, siempre está preparado para salir con destino a cualquier parte.

Siempre observarás un aire un poco infantil en el Sagitario típico, ingenuo, bravo y optimista. Se niegan a crecer, asumir responsabilidades, aunque al final lo afrontan de forma admirable.

Sagitario cede de mala gana a la enfermedad, y se recupera con sorprendente rapidez. Es alguien a quien la vida rara vez derrota en forma permanente. Creen que mañana será mejor que ayer, y hoy no está nada mal.

Les encantan los juegos de azar, las apuestas, los casinos y hasta los juegos más serios.

Aunque en las relaciones amorosas es cálido y afectuoso, es bastante difícil que se deje atrapar. Ya hemos dicho que le cuesta contraer compromisos.

Sus defectos: una tendencia al mal genio, excesivo gusto por la comida y la bebida, incapaz de guardar un secreto. Pero ninguno de esos fallos es necesariamente permanente.

Es un signo generoso por naturaleza.

No puede tener éxito como mentiroso, nadie cree ni media palabra, se le pilla sin ningún esfuerzo. Para él es siempre mejor decir la verdad salga como salga.

No importa que sea osado o tímido, la auténtica naturaleza de este idealista generoso es de lo más alegre.